sábado, 29 de marzo de 2014

CON MUCHO ESFUERZO










logré reponer mis instrumentos de trabajo y, en esta hora de arremetida fascista, muy pronto volveré a esta, mi trinchera virtual.




viernes, 27 de diciembre de 2013



VÍCTIMA DE LA DELINCUENCIA
Y DE LA DESATENCIÓN OFICIAL ANTE EL HECHO CUMPLIDO

Sin entrar en muchos detalles, a la vuelta de un viaje, fuimos víctima de un robo mientras almorzábamos en un restaurante de Barinitas.  Forzaron una puerta del carro y lo vaciaron: tres maletas un bolso grande, dos maletines... ropa, regalos navideños, objetos personales, documentos de toda la familia, y mis instrumentos de trabajo: un iPod, una cámara fotográfica semiprofesional, una laptop y accesorios.  En conjunto, objetos que me había costado mucho adquirir en la vida y que utilizaba día a día, entre otras cosas para editar Historia para Fundamentar y participar activamente en las redes sociales.

¿A quién acudir para denunciar el robo? Como el Cicpc no existe en Barinitas, acudimos al Dibise.  Allí recibimos una esmerada atención, pero  aparte de recibir la denuncia no pueden hacer otra cosa.  Por eso de los documentos personales, acudimos al Cicpc en Barinas, pero están "especializados" en otro tipo de delitos y nos enviaron a hacer la denuncia en la prefectura, para con el comprobante que nos diesen allí, meter los datos en sus computadoras.  Fuimos a la prefectura y estaba cerrada (aprox. 4:30 pm) y como debíamos continuar el regreso a casa, no hicimos más trámites.

Es decir, te roban y te jodiste.  Tuviste mala suerte, cualquiera sea el valor económico y vital de lo que se llevaron los pillos.  Ni los mismos funcionarios tienen idea del trámite que deben seguir, si no es que se pelotean la responsabilidad.  En mi caso el valor económico de lo perdido es alto y no estoy en capacidad económica de reponer los objetos; el valor vital, mucho más alto: por encimita,  mis instrumentos de trabajo, mis archivos de fotos, un libro casi terminado y un artículo para una revista que debo entregar en enero; todo, absurdo pero cierto, sin respaldo.

Bueno, aquí estoy viviendo mi trauma, sabiendo que me tocó entrar en las estadísticas inexistentes de los robos por "mala suerte" y de "poca monta", desatendidos completamente por el Estado, aún cuando es más efectivo ir de lo pequeño a lo grande, que lo contrario.

No obstante lo que me sucedió, no voy a cambiar mi concepción socialista sobre la delincuencia y las maneras de enfrentarla.  La considero un residuo perverso del capitalismo, enraizado profundamente en la sociedad y muy difícil de erradicar, a no ser con la participación del pueblo organizado y empoderado, forma común de enfrentar todos los problemas que surjan en el largo camino de la construcción del socialismo.

¡FELIZ 2014! mis amigos y, ¡lástima! pero por la pérdida de mi compu este blog no va a tener el mismo dinamismo y las fotos serán de las ya publicadas... si no es que lo coloco definitivamente en receso.  Solicité una computadora del programa de Cantv "internet equipado", pero nada de nada porque hice la solicitud un poco después de que me colocaran el teléfono y ABA, pero antes no lo podía hacer porque no los tenía.  Me metieron en un círculo vicioso de los que sólo se construyen en las empresas capitalistas con las que debe lidiar un Estado que puede estar en el empeño de la construcción del socialismo.




jueves, 19 de diciembre de 2013


FELIZ NAVIDAD FELIZ NAVIDAD
FELIZ NAVIDAD FELIZ NAVIDAD
FELIZ NAVIDAD FELIZ NAVIDAD


¿Cuántos Jesús están naciendo en la Palestina de hoy?

¿Podrán los Herodes actuales decapitar al Jesús Redentor?

¿Podrá Jesús detener el genocidio a que está siendo sometido su pueblo?

Antes que reyes, la visita que quiere Jesús Palestino es la de los pueblos solidarios












martes, 17 de diciembre de 2013

RÁFAGAS DE KALASH






ESTE (Y NO EL CHIMBO) ES EL MUNICIPIO LIBERTADOR DONDE VIVIMOS



Quince parroquias conforman el municipio Libertador del estado Mérida, el tercero más extenso del estado (1.134 k2) y el de mayor población (INE 2011: 330.389 h; población electoral CNE 2013: 168.040.  En adelante los datos de población se darán con la población electoral, por considerarla más relevante para los propósitos de estos escritos.  Al final de la serie presentaré un anexo estadístico y mapas). 

El flanco Sur del mapa del municipio (con una semejanza aproximada al mapa de Colombia) está integrado por dos parroquias, El Morro y Los Nevados, que ocupan más del 50% de su superficie (56,96%).  Estas parroquias, cuya capital no es Mérida, como las otras, sino los poblados de El Morro y Los Nevados, también son las menos pobladas: 1.390 y 614 votantes, respectivamente, 1,09% de la población electoral total.

Detenemos el aporte de datos, para poner en entredicho una de las falacias de los análisis tradicionales.  No se habla de “vocación agrícola” del municipio y se suele desestimar completamente la población campesina, “estadísticamente despreciable”.  Pues bien, con el porcentaje de “campesinos”, que no de población rural, del municipio (cerca del 2% de la población) países como Bélgica sostienen su inmensa producción agrícola.  Las dos parroquias consideradas son eminentemente agrícolas, condición que comparten, en menor medida, Gonzalo Picón Febres, Milla, Arias, Jacinto Plaza y Lasso de la Vega.

Históricamente fueron los graneros de Mérida, y en la actualidad, a pesar del desarrollo desigual que afecta a la actividad agrícola, aún sostienen una producción no desestimable, dinamizada con algunas acciones de la Misión Agro Venezuela .  En algunas áreas notamos un manejo inadecuado del suelo, lo que está provocando erosión por gravedad y otras perjuicios ambientales, como contaminación de las aguas.  El pasado agrícola del municipio, predominante hasta los años sesenta, conformó una “cultura campesina” que sigue teniendo gran presencia en la actualidad y que constituye una parte preponderante en el patrimonio cultural del municipio.

De estas realidades se desprenden elementos de política socialista no aplicados (desmantelamiento del “latifundio”, porque existe), y de planificación no considerados, que pueden alcanzar hasta para ayudar a socavar la concepción burguesa de turismo dominante.

Las parroquias preponderantemente urbanas, Sagrario, El Llano, Antonio Spinetti Dini, Mariano Picón Salas, Caracciolo Parra y Juan Rodríguez Suárez ocupan la terraza de Mérida y la Otra Banda del río Albarregas.  Hasta los años cincuenta del siglo XX, la terraza central era la única “urbanizada”, pero conservaba extensas zonas agrícolas; la Otra Banda, eminentemente agrícola hasta los años citados, fue la primera en ser objeto de la expansión urbana a partir de los años sesenta.  Milla y Arias comparten las zonas descritas, pero su extensión desborda terraza y Otra Banda; Lasso de la Vega comparte parte de la Otra Banda, pero su mayor superficie corresponde al valle de la quebrada La Pedregosa.

Los asentamientos de la terraza central y la Otra Banda, son los privilegiados en todo sentido, y es donde se asienta la mayoría de la “clase alta” y de la llamada “clase media merideña”, grupo social muy mal tratado en el análisis social del municipio.  Nadie puede negar que son los de más alta densidad de población, pero en anteriores escritos he ayudado a desmontar la falacia del agotamiento de tierras urbanizables en estas áreas, y lo que el “engorde de terrenos” debe significar para la administración municipal y regional.

Las parroquias fuera de la Otra Banda y de la terraza central son Gonzalo Picón Febres (valle y cuenca del río Mucujún), Jacinto Plaza (valle del río Chama, compartido con parte de Arias) y Osuna Rodríguez (valle de Los Curos), son asiento de sectores de población mayoritariamente popular. 

Si la división por clases del municipio correspondiera a la división parroquial citada, todo sería muy fácil; pero, como en todo nuestro país, no hay urbanización sin barrio vecino, y hasta en las parroquias más “aristocráticas” hay enclaves populares importantes e, incluso, islotes de miseria.  Además, la “ideología merideña” ha sido reiterativa en la promoción de la “clase media” como objetivo social y a los pertenecientes a sectores medios de la sociedad como modelo de identificación de los sectores populares.  Ante esta arremetida ideológica y la aguda y progresiva terciarización de la economía, la ilusión de la “clase media” ha permeado a los sectores populares que se autocalifican como pertenecientes a tal sector de la sociedad.

Pero busquen en esta realidad geo-social merideña la preponderancia numérica de las “clases alta y media” sobre los sectores populares.  Ni con datos del INE, ni con estudios sectoriales, ni con investigaciones recientes.  No pasa de ser una afirmación falaz.  Nada nos indica que Mérida no se ajuste a los índices nacionales de desempleo, pobreza crítica, pobreza, pensionados, remunerados con salario mínimo... y que aún, a esta altura del partido, los "sectores populares" continúan siendo mayoría.  Lo que si debe quedar en claro es el fortalecimiento cuantitativo nunca viso antes de la "clase media" que se ha operado en los casi tres lustros de gobierno chavista, y el aumento de la seguridad de que no sufrirá el descalabro que le suele sobrevenir cuando los gobiernos neoliberales se afianzan y comienzan a aplicar su política económica sin tapujos ni tapizas.

A estas alturas del escrito debió surgir como inquietud de los lectores el entrecomillado de los conceptos aplicados a los grupos sociales, y es que no escapamos a la dificultad de hacer un análisis de clases a la sociedad contemporánea.  Sabemos que las clases nacen de la producción y la pertenencia a una u otra, depende de su posición frente a la propiedad de los medios de producción, pero la revolución tecnológica condujo a la terciarización de la economía e introdujo drásticos cambios en la estructura laboral, en las formas tradicionales del trabajo, así como en las formas corporativas de propiedad.  Los "sectores medios" aumentaron en proporción y, sometidos a más perfectos mecanismos de alienación, son cada vez más proclives a su identificación con los intereses de la oligarquia.  Esta es otra historia, que quizá tocaremos en la próxima entrega, pues esta ya está más larga que real y medio de tripa en Yegüines.


sábado, 14 de diciembre de 2013

RÁFAGAS DE KALASH

MÉRIDA, LA REAL; NO LA ROSADA NI LA FUCSIA

(Esta ráfaga es la tercera de la serie que comenzáramos con “Alexis, deja que los muertos entierren a sus muertos”, que continuó con “Hablábamos de los muertos como los mejores enterradores”.  Cualquier interrupción de la secuencia por necesidades sobrevenidas, la anunciaré aquí, para que se pueda recuperar la continuidad de la lectura, necesaria para entender el caso que planteo.  Aprovecho para recordar aquí que la extensión de estos escritos debe ser corto, para su más fácil lectura y asimilación; pero no por ello, me negaría a ampliar a solicitud algún aspecto en concreto).


Un programa político revolucionario (una campaña electoral) no se puede estructurar sobre un municipio hipotético, sobre una realidad mentida, sobre una historia falseada (la historia sólo se falsea por intereses de clase)… a no ser que tal programa sea sólo un fardo de paja más.  La primera exigencia para elaborar una estrategia electoral es conocer meticulosamente la realidad donde se va a aplicar, y no contentarse con reconocerla desde la levedad de los análisis hechos sobre un amontonamiento de distorsiones históricas.  La utilidad de los mitos primigenios es fundamental en el análisis de una sociedad; no así los que en oportunidades también llamamos mitos, aún cuando se trata de falacias, por no chocar con el contenido de esa palabra en la estructura de pensamiento popular.

En relación con la realidad merideña, las falacias amontonadas son muchas, pero las que surgen con más frecuencia en coyunturas de necesidad de interpretación de su realidad son un puñado: que tuvo un pasado perfecto al cual hay que volver; que los merideños pertenecen en su mayoría a las clases “media” y “alta” de la sociedad; que la universidad y el obispado han ejercido un papel “civilizador”, creando una sociedad “diferente” a las de la realidad venezolana; que los merideños, por andinos, son “reaccionarios”…  Aparte de la incapacidad para identificar los componentes de la “ideología merideña” y, por tanto, contaminar –impregnar– el comportamiento revolucionario con el producto de esa ideología voraz.

Sobre las falacias producto del análisis histórico rosa y positivista, y en especial sobre lo que he llamado “ideología merideña”, tengo una amplia colcha de retazos que, considero, aún no estoy en disposición de sistematizar.  La he conformado en varias decenas de artículos, en su mayoría publicados en aporrea y en este blog (índice completo en mi perfil en aporrea), y en mis trabajos de investigación como historiador de Los Andes venezolanos (en la pestaña del blog “Asesoría etc.” encontrarán una bibliohemerografía).

En esta oportunidad, con el fin de seguir desarmando falacias, pero sobre todo con el propósito específico enunciado, de demostrar y justificar la necesidad de reorientar funciones del municipio asumidas por la gobernación del estado.  Como lo anuncié, en la próxima ráfaga comenzaré con una descripción básica del municipio donde vivimos, con un diseño de las variables sociales.  ¡Esté pendiente!




jueves, 12 de diciembre de 2013

RÁFAGAS DE KALASH



HABLÁBAMOS DE LOS MUERTOS COMO LOS MEJORES ENTERRADORES...

Para la coyuntura de la basura, había que meter la mano, era urgente.  Pero llegó el momento de devolver la responsabilidad al municipio y dejar de inventar.  La tecnología de que dispone el gobierno regional, debe dedicarla a las alcaldías chavistas.  ¡Así de simple!  Si el alcaldillo elegido el 8-D no es capaz de enfrentar el problema y se vuelve a situaciones riesgosas para los habitantes de Mérida, se debe aplicar salidas legales, que pueden llegar a la destitución (nada que ver con el caso de la destitución e inhabilitación de Petro, fusilamiento político practicado por el narco-oligarquía que conforma el poder político colombiano).  Además, dentro de unos 18meses todo será más fácil, con la puesta en funcionamiento de la ensambladora de camiones compactadores con capacidad inicial de 400 unidades al año, que acaba de convenir el gobierno nacional con la empresa Free Ways.

Las otras atribuciones cabalgadas por la gobernación deben ser mantenidas, pero reorientadas totalmente.  Y para explicar la reorientación que deben tener, es necesario una descripción básica del municipio donde vivimos, con un diseño de sus variables sociales; por otra parte, también es necesario una categorización del concepto burgués –y perverso– de turismo vigente, a lo que obedece toda la acción de Cormetur.  Lo haremos en el siguiente escrito, porque se nos atravesó la siguiente urgencia que debemos atender:


EL BANCO BICENTENARIO ANDA EN ALGO QUE HUELE A FEO

Cada vez que el Banco Bicentenario comienza a financiar con publicidad los medios amarillistas, mafiosos y opositores de Mérida, le lanzo una avalancha de mensajes de tuiter, como para que muchos se enteren de las joyas que deben dirigir esa institución financiera del Estado.  De entrada, creo que quienes colocan la publicidad en los medios regionales no discriminan, y alguien debe pagar-cobrar por ello.  ¿Creen ustedes que si se quiere fundar un periódico revolucionario y vamos por real al Banco Bicentenario nos aflojarán los mismos millones con que financian la prensa opositora y canalla?  Pronto lo probaremos.

Pero esta vez no se trata de real para que jodan a la Revolución, sino de otro comportamiento inverosímil del Bicentenario.  Veíamos por TV la publicidad muy bien lograda de los TBCom (Terminal Bancario Comunal) y pensábamos que alguna vez llegarían a nuestros barrios… ¡y llegaron!, pero no al barrio.  Flamante TBCom nos sorprendió a nuestro regreso a casa, en un super donde compran predominantemente los ricos de la zona.

Me explayo: Lasso de la Vega es una parroquia compleja; es como una ciudad dentro de otra, con un surtido de clases sociales muy variado.  Hay desde habitantes de barrios muy precarios, con pobreza patente, hasta urbanizaciones de “clase media alta”, y es muy notable la presencia de una “clase media profesional”, con engreimientos y comportamientos políticos de la oligarquía.  Otro sector destacable son los pobladores de antecedentes rurales recientes, que dejaron de ser campesinos pero conservan una cultura campesina muy sui generis.  Políticamente ha sido una parroquia escuálida; en las elecciones del 8-D la relación fue de 66,87 a 30,75%, con una participación del 62,57% del censo electoral.

En una realidad así, hay una diferenciación muy acentuada de comportamientos sociales, uno de los cuales es la especialización de los establecimientos donde se realiza el consumo.  Todavía en la zona hay una cultura de bodegas, a pesar de la expansión agresiva de los pequeños y medianos supermercados; en el único que se puede considerar grande, de asiáticos, es también el único donde confluyen todas las clases sociales. 

Pues bien, el Banco Bicentenario coloca el TBCom de la zona en un establecimiento comercial donde no va a cumplir los objetivos para los cuales fueron diseñados.  La clase media de Lasso de la Vega lo que necesita son cajeros comunes y silvestres, porque sólo hay uno en una parroquia muy extensa.  Y el TBCom debió colocarse en Loma de los Maitines, una de los barrios más populares, en Puente la Pedregosa, al alcance de los habitantes de los Maitines o en una bodega de la Pedregosa Alta, cerca de donde se estableció.  Eso, o el Banco Bicentenario anda en otra cosa que ya huele a feo.

¿Consultó el Banco Bicentenario a los Consejos Comunales de la parroquia?  Que yo sepa, no, y eso debió ser una decisión tomada en conjunto.  Alborotaremos por allí para averiguar qué pasó y por qué la ubicación inadecuada de ese TBCom del Bicentenario en un Super para gente fisna y distinguida.


CERTIFICADO MÉDICO PARA CONDUCIR, PEREGRINACIÓN SIN SENTIDO



¡No hay material!  Es la respuesta que se obtiene cuando peregrinamos por los ambulatorios "autorizados" para expedir el "Certificado médico de salud integral para conducir veículos a motor", y esto desde hace mucho tiempo.  A falta de "material" en alguna parte te dan una "constancia de que no hay material y no lo pueden emitir", que es válida, según me dijo un funcionario de tránsito. ¡Me valgan los dioses!

A alguien debe atribuirse esta situación; tiene que haber responsables de esta anomalía tonta pero con consecuencias graves para quienes debemos tener el certificado al día (un accidente sin certificado médico, y te lleva el mismísimo diablo).  Brincamos en una pata cuando se le quitó la atribución al Colegio Médico golpista, que financiaba bolsillos privados y acciones antigobierno con los recursos que por ello obtenía; pero no nos imaginamos que el Estado fuese incapaz de emitir eficazmente ese documento.  Detalles pendejos como ese, nos restaron votos.



ELEMENTAL, MIS QUERIDOS CAMARADAS DEL PSUV, ELEMENTAL

¿No le ha pasado por la cabeza a quien en el Psuv de Mérida se encarga de la comunicación, propaganda y agitación el aprovechar la coyuntura nacional para retomar la iniciativa propagandística que perdimos el 14 de abril?  Ya son muchas las omisiones acumuladas, antes y durante la campaña de María Alejandra.  Se lo vamos a proponer por esta vía, así sea como gritar en la plaza Bolívar una intimidad. 

En Mérida los escuálidos están contentos, pero no felices; su triunfo pírrico local se deslució ante la derrota nacional, y también aquí lleva la MUD la procesión por dentro.  Coprolito García es uno de los dos (sí, dos) alcaldes de Primero Inmundicia en el país, por lo que Mérida será territorio para el intento de Coproles de salvar lo que le queda de liderazgo (es un decir) de la oposición.  Dada esta coyuntura, una campaña bien orientada nos permitirá salir del foso donde caímos en abril de este año. 

A estas alturas Mérida debiera estar cundida de mensajes como “Caprilito, chúpate el plebiscito”, “80 x 20”, “80 x 20 y vamos por todas” o las que se decida en reuniones ex profeso.  Los vehículos de los revolucionarios deberían amanecer un día con calcomanías llamativas, hermosamente diseñadas, con consignas como (sólo son ejemplos) “80 x 20”, “Combatiente contra la guerra económica”, “Con Maduro contra la oligarquía”.  Y otras acciones efectistas que no voy a plantear en público.

Aquí lo dejo planteado, y por algo los dioses no le dieron cachos al burro.


FREDDY MUDARRA, AMIGO, NOS DEJASTE ANTES DE TIEMPO



El martes nos dejó Freddy Mudarra, un amigo, un revolucionario que nunca claudicó, que mantenía la esperanza de andar otro trecho en la senda de la construcción del futuro hermoso a que está destinado nuestro país, y tenía la edad para ello.  Pocos amigos te acompañamos informalmente a tu última morada, y se hizo patente que la institución a la que serviste durante muchos años, la Universidad de Los Andes, vive una crisis de deshumanización que ha tenido manifestaciones inconcebibles; y la seccional a la que pertenecías, la de los profesores jubilados, esta muy ocupada en la preparación de un jolgorio al que jamás hubieses asistido, lo que no le permite ser consecuente.  Que tu recuerdo perdure, Freddy, que tus escritos trasciendan, que tu familia tenga la fuerza para vivir tu ausencia. 







martes, 10 de diciembre de 2013

RÁFAGAS DE KALASH

ALEXIS, DEJA QUE LOS MUERTOS ENTIERREN A SUS MUERTOS




Un gobernador –que no fue exactamente ejemplo de administración honesta y eficaz, ni de pensamiento revolucionario– marcó la pauta de poner a disposición de la alcaldía servicios de un organismo de la gobernación, Cormetur, para suplir tareas pautadas entre las más específicas de la alcaldía, la limpieza y ornato de la ciudad.  Si hacemos un poco de historia, otras administraciones municipales y gobernaciones asomadas habían privatizado esa función, encargando a empresas y particulares la limpieza y cuidado de parques, plazas y espacios verdes, a cambio de la publicidad que otorgaba la “desinteresada” obra ciudadana que estaban cumpliendo.  También hubo otros alcaldes que sólo atendían el problema cuando era total el parecido de parques y plazas a los potreros en engorde, ahora a disposición teórica de la Gran Misión Vivienda.

La acción del gobernador pionero se convirtió en legado inercial en los siguientes, con la diferencia de que el primero le facilitó las cosas (le sacó la pata del barro) a un compañero de partido, y las siguientes administraciones a un alcalde de la oposición.  Alrededor de esas funciones de Cormetur como que fueron surgiendo una serie de intereses, entre los cuales la provisión de los miles y miles de plantas ornamentales destaca por su evidencia.  Relatar las trastadas que se pudieron observar, prolongaría un rato la síntesis que estamos haciendo.

Entre las paradojas de esta acción solidaria, resalta el uso para debilitar al gobierno que el alcalde ha hecho de los ahorros que le permite desembarazarse de esas atribuciones onerosas.  Es algo así como comprarle al enemigo un garrote para que nos de palo.  ¿Creen, amigos, que una gobernación opositora se portaría así con una alcaldía revolucionaria?  Pregunten en Miranda o Lara.

Hubo otras, pero esta fue la más relevante de las atribuciones municipales asumidas por la gobernación, hasta la mega crisis de la basura, cuando la incapacidad del alcalde mentor del caprichito que nos rifamos en las pasadas elecciones, puso a Mérida cerca del récord de la ciudad más sucia del país y al borde de una grave epidemia.  No había otra salida para un gobierno responsable que meter la mano para que no sucediera lo peor, intervención necesaria que adquirió ribetes novelescos pero que, en última instancia, significó el fracaso de las dos instituciones, porque el problema, aún cuando menguado, continúa.

No obstante el relativo fracaso, la intervención de la gobernación salvó a Mérida, pero los créditos políticos de esa acción le fueron regateados por el alcalde marrano, mediante el mejor uso de los medios y las complicidades que supo tejer.  Así paga el diablo,  y quien no lo sepa le resbala la política.

De uno y otro lado las declaraciones sobre el equipamiento tecnológico diferían sensiblemente de la realidad.  Camiones adquiridos resultaron alquilados a sospechosas compañías bajo contratos olorosos a legítima basura fermentada; los camiones aportados por ministerios no correspondían al número y fechas de arribo que se indicaron, y nunca fueron suficientes.  Se anunció varias veces la constitución de empresas bajo control social, imposibles de establecer sin desmantelar absurdas disposiciones sobre atribución de funciones y otros parapetos legales.

En su oportunidad escribí sobre mis dudas sobre la constitución de esa empresa, pero más tarde llegué a proponer ideas para la estructura de una empresa “revolucionaria” de disposición de desechos sólidos.  (En Mérida- ¡Alcalde, entre basura te veas! Auténtica maldición gitana -925 lecturas, más las del blog). Tiempo perdido, como lo ha sido el dedicado a escribir sobre mi visión de la campaña electoral para gobernador y alcaldes, ofreciendo mi colaboración para integrar, por ejemplo, el equipo de elaboración de los programas de gestión.  Considero que tenía planteamientos que pudieron ser útiles y que nunca fueron incluidos en programa alguno.  Como anécdota, puedo decir que una vez estuve cerca de ser “contactado”: me solicitaron por correo el teléfono para eso, pero jamás recibí la llamada que me hubiese dado la oportunidad de aportar algo a la política real.  Y no es que haya escrito en la clandestinidad, sino en este blog y en aporrea, y meto en las cuentas de tuiter y feisbu de los interesados la noticia de la aparición de los artículos, llegando, por insistente, a ladillar.

Aún convencido de que es imposible penetrar las ideas preconcebidas de candidatos, gobernantes y políticos, lo que en buena parte se debe a que en su mayoría se comportan como analfabetos funcionales (si alguna vez la tuvieron, perdieron la costumbre de leer), o que piensan que detrás de las ofertas de aportes siempre hay intereses ocultos (¿yo?, ¿a mis edades?) sigo insistiendo como están comprobando los lectores de este escrito.

Y hoy dejo hasta aquí.  Rompí una promesa de escribir artículos cortos, de manera de que sean leídos con más facilidad, pero el tema, que está muy resumido y puedo ampliar a solicitud, da para mucho más.  ¡Salud camaradas!





domingo, 8 de diciembre de 2013

RÁFAGAS DE KALASH

CRÍTICA CON CRITERIO

María Alejandra, mi respeto; te la jugaste al lado del pueblo, pero, por ahora, pudo más la reacción.  Perdimos, y no fue gratis; hubo razones para que fuese así.  Las derrotas también fortalecen, y es lo que debe buscarse en la que nos está correspondiendo enfrentar.  Políticamente,  lo importante es abrir espacios amplios a la discusión, a la disposición de cambiar estilos de gobernar y dirigir, a empoderar al pueblo para que gobierne de verdad.

Pero de la derrota hace fiesta el resentimiento, y puede brotar a su sombra la crítica parapetada, la inútil, la que divide.  Es una actitud no revolucionaria ir a la caza de "responsables" para exponerlos ante la jauría de la oposición, como si la historia hubiese terminado hoy, como si no faltase largo camino por hollar para alcanzar la meta que nos señaló Chávez.  Y quien pretenda ganar posiciones políticas con este tipo de crítica, más que político revolucionario es un oportunista a quien debemos enfrentar.

No será la última vez que comparta opinión sobre el significado de los resultados en el estado, sobre las enseñanzas para fortalecer la lucha por el Socialismo.  Por ahora dejemos sentado que la única perdedora con estos resultados electorales fue Mérida, ciudad que continuará ahogada en problemas, tema que tampoco abandonaré.

Buenas noches, camaradas.

sábado, 7 de diciembre de 2013

RÁFAGAS DE KALASH

PSEUDÓNIMOS Y COBARDÍA POLÍTICA: EL INFUNDIO DE ALEJANDRO AGUIRRE


"Para los que pensaron que había desaparecido" Alejandro Aguirre sigue atacando a mansalva al gobernador de Mérida y su entorno.  Cómodo, desde su carguito de un ente nacional, bajo la sombra de un cartel de Marulanda, esparce mierda por un resentimiento que no he podido aclarar, pero que se remonta al fracaso del percheron Porras, a quien apoyó con todos sus hierros (después de sospechar que Alejandro Aguirre era realmente Alejandra Aguirre, igualmente "descontenta" por su poca suerte para que la pongan donde hay, el trabajo de inteligencia me condujo derechito al resentido porrista).

No gastaré mucha pólvora en este zamurito.  Sólo diré que el artículo que publica en aporrea hoy, víspera de elecciones, es de una tontera política pasmosa, de una mala fe reaccionaria inaudita y de una cobardía extrema.  Por muchas afirmaciones "chavistas", está lejos de parecer revolucionario.  ¿Por que no dar la cara y perfilarse como el dirigente regional alternativo que no hace "coro de las órdenes del fanfarrón y prepotente gobernador de Mérida?  ¡Nos rescatarías del caos!  ¡Salvarías la Revolución!  Pero, mientras, por lo menos llama a votar, que nos la estamos jugando toda.

En estas elecciones Alejandro tiene puestos todos sus huevitos en Alberto Adriani, y va a volver a pelar como peló con Porras... lo que lo envalentonará para otro artículo enjundiosamente diarreico.

PD: AA: Desde el 12/11 estamos esperando saber de "las millonarias mansiones de @castillomariale"... ¡hablador de paja!


viernes, 6 de diciembre de 2013

RAFAGAS DE KALASH


















PURISTAS  ¡A VOTAR, CARAJO!  ¡QUE NOS ESTAMOS JUGANDO LA PATRIA!


Si perteneces a quienes con frecuencia esgrimen argumentos "válidos" para no votar, desconoces la importancia de las coyunturas políticas.  Eso de erigirse en la unidad de medida del Universo y, desde fuera del fango político, pretender decidir qué satisface mi estética y qué la contradice, es onanismo intelectual que puede promover al santoral del Olimpo de los políticos puros, pero que no sirven ni para compañeros de viaje de los revolucionarios.

¿Anarquistas?  ¡Como nié!  Los anarquistas no andan como ánimas solas pregonando sus diferencias, sino que siempre han constituido organizaciones sólidas, perfeccionando alternativas a las organizaciones tradicionales y sus objetivos estratégicos, predicando la acción directa y los métodos para el empoderamiento de los individuos frente al poder del Estado.  Los anarquistas siempre han sido modelo de sistematicidad, de trabajo denodado, de acciones heróicas.

Nacionalizando un chiste extranjero, diría que hay militantes que actúan como mi paisano que pregonaba que si moría en Caracas lo enterraran en San Cristóbal, y si en San Cristóbal, que lo enterraran en Caracas; alguien le pregunto que por qué, a lo que respondió, "pa´joder".  Esos son los tremendistas, muy frecuentes y bien nucleados en partiditos que ni lavan ni prestan la batea, pregonando  excelsos principios políticos inútiles de toda inutilidad para transformar sociedades... a no ser de que dispongan de unos doscientos años para ganar una mayoría al ritmo que anexan militantes.  Como decía mi non Julia, se les va la cagada en peos.

¿Qué esto es una elegía a la mediocridad política?  ¡Yo te aviso chirulí!  En 1999 se hizo un punto y aparte a toda la historia de a izquierda venezolana y se comenzó a construir un camino posible hacia el Socialismo (en otra instancia, hacia el hombre nuevo) donde los aciertos han sido más frecuentes que los errores.  Esta empresa histórica la inició y la sigue comandando el mayor líder que en doscientos años haya parido esta Tierra de Gracia –y América toda, Hugo Rafael Chávez Frías.  En lo que ahora nos interesa, en el camino transcurrido (lapso muy corto para objetivos sociales como el planteado), ante cada coyuntura de tenor, la horda se ha venido decantando de indeseables, de infiltrados, de pusilánimes.  Quienes quedan, continúan haciendo daño; tanto, que hasta alcanza para desanimar a sujetos formados políticamente a votar en una coyuntura política como la que vivimos.

Han sido numerosas las modalidades de golpe a que ha sido sometido el experimento político que tenemos la dicha de vivir, y todas han sido derrotadas u obligadas a replegarse.  La actual, una modalidad de golpe económico con amplia participación de agentes económicos internos, afectada por la  reciente reacción del gobierno, se decide el 8 de diciembre.  Una victoria revolucionaria en las elecciones municipales significará la huida definitiva, con el rabo entre las piernas, de quienes lo promueven y sostienen.  Una victoria de la derecha fascista, el envalentonamiento, el fortalecimiento de los golpistas que persiguen convertir una elección municipal en plebiscito nacional.

¡Que coyuntura!  Y todavía hay bolsas regateando el voto porque el candidato "no me gusta", "no me lo consultaron" o se le salen los mocos.  ¡A votar, carajo!, así sea con un pañuelo en la nariz, que nos estamos jugando infinitamente más que la elección de un alcalde o un concejal.  ¡NOS ESTAMOS JUGANDO LA PATRIA!







jueves, 5 de diciembre de 2013

RÁFAGAS DE KALASH

ALEA JACTA EST, COMO DICEN LOS ERUDITOS


Desde el punto de vista de la formalidad legal electoral, la suerte está echada; sin embargo, quedan dos días de trabajo silencioso, de ajustes, de preparar el intenso trabajo del día de las elecciones.  Estos dos días también lo son de reflexión, de evaluación, de cuentas, de poner a rodar todas las variables que justifican mi optimismo o mi pesimismo.

Y es que en el interior de cada uno de los militantes comprometidos de una u otra forma con la campaña electoral que finalizó, existe la certeza de lo que sobrevendrá con los votos.  Una cosa es la actitud hacia el exterior, necesariamente optimista, y otra la información cercana, vivencial, sometida al análisis de la formación que poseo, que puede corroborar ese optimismo, o no.  Y nadie se engaña a si mismo.

Para convencerme definitivamente, (y sorprenderme) puedo esperar el comportamiento de las variables sobre las que se asentó la esperanza del triunfo o la derrota (aceptación del candidato, cumplimiento de las metas asignadas por el partido, abstención esperada de los partidarios del otro candidato), superpuestas a datos disponibles (mejor actuación en el pasado reciente, resultados promedio, previsiones de encuestas especializadas), matizadas por imponderables (reacción local ante el marco político-económico nacional) y tamizadas por elementos subjetivos válidos (satisfacción por el trabajo cumplido, aciertos y errores cometidos).  No olvidemos que en la ecuación "si esto, aquello", aquello es ganamos o perdemos.

Triunfo o derrota tienen en común la capacidad de poner obtusos a los protagonistas.  Dos maneras de necedad, pero atolondramiento al fin.  Y el de la derrota suele ir acompañado por justificaciones de todo tipo y color, y pocas veces de propósitos serios de rectificación y dosis suficientes de humildad... y miren que si no se rectifica, se tropezará con el mismo obstáculo, nada recomendable en una Revolución que debe andar por el sendero de la legalidad electoral burguesa.

Yo también creo que la Revolución ganará en el municipio capital y en los más críticos del estado Mérida.





MANDELA

TU PASO POR LA VIDA

IBA DEJANDO UNA ESTELA DE INSPIRACIÓN

*


¡HONOR Y GLORIA A TU MEMORIA!
¡TU EJEMPLO PERDURARÁ!


domingo, 1 de diciembre de 2013

RÁFAGAS DE KALASH

A QUIEN LE QUEDE BUENO ESTE GUANTE, QUE SE LO PLANTE


La mala conciencia de quienes les sobra, alimentada con la militancia en una religión que la recomiende, lleva a la caridad.  Además de aplacar la conciencia, otorga méritos para presuntos premios sobrenaturales.  Cuando se mezcla con la justicia, ya está escapando hacia un plano superior del concepto de reparto de los bienes terrenales.

Solidario soy cuando la suerte de mis "perfectamente iguales" es mi suerte, y esa igualdad perfecta puede ir desde el espíritu de grupo hasta la humanidad entera, y entonces comienza a vaciarse del contenido original.

La justicia, en cambio, parte de una concepción sobre la propiedad, sobre todo de la de los bienes de producción, y de la consideración de la equidad como principio de distribución.  La equivalencia entre estos conceptos, el pretender hacer coincidir justicia con caridad o solidaridad, siempre conlleva intereses de por medio.

El asistencialismo es la política de Estado de protección social, de atender determinadas carencias que diferencian la población, y lo puede hacer por caridad o por justicia.  Hacerlo por justicia es una actitud provisional, mientras se soluciona definitivamente las desigualdades que lo originan; es decir, es la política del estado revolucionario, en camino al Socialismo.

Hasta aquí, bien por los gobiernos que practican el asistencialismo, porque es absolutamente necesario, una deuda social con los pueblos,
mientras se construye una sociedad de iguales.  Pero, pero, pero, aquí viene el pero, asistencialismo no construye Socialismo y debe tener unas características muy difíciles de cumplir para que sirva para mantener votaciones que permitan continuar por la lenta vía de la democracia burguesa construyendo el Socialismo.  Yendo a la médula, asistencialismo tampoco amarra definitivamente votos.

Por eso, sustentar buena parte de las expectativas de un triunfo electoral, soportar candidaturas o construir liderazgos sobre el asistencialismo, es en extremo riesgoso.  Lo que amarra votos y sostiene revoluciones, es el convencimiento doctrinario de los individuos organizados, y ese convencimiento doctrinario no se origina necesariamente en el estómago.  Me dirán que tampoco amor con hambre dura, pero si amor con hambre no pudiera durar, la experiencia revolucionaria cubana hubiese finalizado abruptamente durante el "período especial", cuando el hambre golpeó a los patriotas cubanos, o Stalingrado se hubiese rendido ante el primer ataque nazi.


¿Por qué, entonces, colocar el asistencialismo en una jerarquía superior a todo lo que conlleva a la formación doctrinaria de los revolucionarios?  ¿Por qué no hacer coincidir asistencialismo y formación?... me pregunto yo, sin ahondar casi nada.

_______________________________________________________________________________






sábado, 30 de noviembre de 2013

RÁFAGAS DE KALASH

¡Si la Virgen fuera andina...!

ENCENDIDO DESIGUALADO DE LA NAVIDAD EN MÉRIDA



Se encendió la Navidad en Mérida, pero pasé por Los Curos y ni un portal o luz navideña; tampoco en la Loma de Los Maitines ni en ninguna de las zonas populares de… ¿Mérida?  ¿Será que no pertenecen a Mérida?  ¿Qué Mérida se limita a las zonas privilegiadas de la terraza central?  ¿A quiénes debemos alegrarle la Navidad los socialistas?  o, ¿con quiénes debemos alegrarnos?

¿Es esto una crítica a la acción gubernamental real?  ¡No!, sencillamente es un reclamo al tratamiento diferenciado que, considerando todas las áreas donde se aplica, va a costar muchos votos.  Si nos proponemos, hasta justificarla pudiésemos, pero tendríamos que echar mano del perverso concepto de turismo heredado y no sometido a crítica ni revisión; o a prácticas sostenidas por todos los gobiernos regionales y municipales, como si el cambio radical no fuese un concepto básico del andar hacia el Socialismo.  Por todo lo demás, aclaré que esta serie de artículos sólo será publicada en este blog, a donde sólo acuden revolucionarios con criterio.

Bien se puede enmendar en algo el agravio diferenciado para con los barrios, y a partir del 15 de diciembre, cuando comiencen las "misas de aguinaldo", encender la Navidad en todos los barrios merideños: conjuntos de música y teatro popular en los espacios públicos (adecuarlos o construirlos, porque, inaudito, hay comunidades donde están abandonados o no existen), intercambiar espectáculos, realizar concursos, darle énfasis a las actividades para niños y niñas.

Y en esta época de pérdida por suplantación, las tradiciones deben rescatarse y fortalecerse.  Los migrantes del campo pudieron olvidar traer en su escaso equipaje atributos culturales que tenían siglos aportándoles identidad, o si los trajeron consigo fueron disipados por el modo de producción ciudadano o solapados por prácticas locales de donde fueron excluidos.  Resultado, empobrecimiento cultural lamentable. 

Predominio de ojos azules...
Y aquí sí planteo la parte de crítica descarnada y asumida responsablemente: la gente del Barbarito no sirve ni pa´taco de escopeta (nona Julia dixit).  Seleccionados bajo la impronta e intereses multisápidos de Farruco, subsisten en la desidia o en la peladera de objetivos; eso, cuando no se trata de los frecuentes casos de nidos (gabinetes o escaparates, da los mismo) de opositores malintencionados y saboteadores, cualidades que justifican el no hacer o hacer mal.  ¿Excepciones?  ¡Claro!, y honrosas.  ¿Posibilidad de corregir?  ¡Lejana!, muy lejana, porque la dependencia sentimental y estética de los herederos de Farruco lo impide.

Y mientras tanto, la penetración cultural galopando: la toma de remotas trincheras por jalogüines y espíritus navideños, por santas y nieve artificial, acogotan la riqueza cultural conformada durante siglos, y promueven la identificación de alegría con consumo y el consecuente desencanto, y atenúan la resistencia ante otras vertientes de la invasión imperialista.

María Alejandra, prométenos que celebrarás las navidades con el pueblo-pueblo.